Según e dialogo el Internet está transformando radicalmente la relación de la sociedad con la educación a distancia o e-Learning. De ser un tipo de enseñanza que rozaba lo limítrofe entre las percepciones sociales del sistema educativo. El internet ha alzado un horizonte futuro de todo tipo de enseñanza, pues cabe prever que el creciente dominio de la comunicación digital ha creado otras formas de cultura, de relacionarse, de ser socialmente en el ámbito educativo. Un proceso que parece imparable hacia otras relaciones educativas. La propia comunicación electrónica ya se ha convertido en el paisaje cotidiano de la educación a distancia.

El término virtualización condensa actualmente el paso del dominio de un tipo de comunicación —escrita y/o telefónica- a otro tipo dominada por el uso de Internet. Se virtualiza un tema, una asignatura, un curso, un programa o toda una carrera universitaria; pero su significado frecuentemente va poco más allá de convertir lo publicado en papel —apuntes, temarios, guías, manuales, libros, etc.- a una publicación digital tras una página web de presentación. Quedándose aquí, podría decirse que Internet habría entrado en la educación a distancia; pero ésta aún no habría entrado metodológicamente en el medio y, sobre todo, en las lógicas comunicativas que se abren. Se exige así una mínima reflexión sobre las posibilidades de adaptación a estas nuevas lógicas de comunicación entre docente y alumno.

Yo pienso que la denominada virtualización apenas supone un primer pasó en la incorporación de los medios electrónicos en la educación a distancia. La plena integración de los medios digitales de información y comunicación a la enseñanza a distancia pueden transformar radicalmente la relación entre profesor y alumno y, con ello, el modelo en el que básicamente se ha sustentado este tipo de enseñanza. Para ello, juega un papel clave la articulación entre interactividad compleja y evaluación continua. De hecho, abogar por la interactividad es devolver el interés por el proceso comunicativo en la relación educativa.

De esta manera, la extensión del uso de Internet va a suponer una revolución en la enseñanza a distancia que, en sí misma, ya ha supuesto una revolución en la propia concepción de la enseñanza. Estableciendo la interactividad digitalizada, la didáctica de la enseñanza a distancia, el modelo de la enseñanza a distancia puede desprenderse ya, casi definitivamente, de los modelos de la enseñanza presencial, que son los que le han servido de modelo: el modelo expositivo, trasladado de la voz del profesor a la letra del libro.

La profundización en el concepto de interactividad conduce a observar que la concreción de su grado más intensos y, sobre todo, de carácter público, posibilitando la comunicación horizontal entre profesor-alumno y entre alumnos, facilitado técnicamente por los medios digitales ya presentes, conduce a otro modelo de educación a distancia.

E-learning en el perú

Publicaciones Similares

Educación a Distancia: Perspectiva del Alumno Sobre los temas que hemos visto en el método de estudio a distancia, en el cuál hemos visto como el alumno tiene que capacitarse sólo y autoeducarse y...
Tutor virtual, o Profesor Virtual Mi transformación en profesor virtual y mi compromiso con la educación a distancia comenzó como una necesidad personal. Apenas terminado mi doctora...
Dimensiones para puesta en marcha de cursos en lín... En las últimas décadas, las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) han tenido un gran impacto en todos los ámbitos de la sociedad. ...
La Educación Superior, Los Cambios En la medida en que el conocimiento es el factor fundamental en la dinámica del nuevo capitalismo, el mundo entero debate hoy cómo crear, apropiarse y...